miércoles, 6 de abril de 2011

Katherine Mansfield


Katherine Mansfield nació el 14 de octubre de 1888 en una familia de clase media de origen colonial, en Wellington, Nueva Zelanda, y falleció de tuberculosis en Fontainebleau (Francia) en 1923, a los 34 años.
Fue una magnifica escritora de relatos y una mujer transgresora, adelantada a su tiempo. Se casó en dos ocasiones y tuvo varios amantes y  relaciones lésbicas, una de ellas con Ida Baker, a la que conoció en el instituto y que se prolongaría durante toda su vida.

Desde niña sintió pasión por el violonchelo, al que quería dedicar su vida. Se fue a estudiar a Londres y empezó a escribir en la revista del colegio. Regresó a Wellington tras finalizar sus estudios pero echaba en falta de vida de Londres y se mudó allí definitivamente en 1908.
Por entonces conoció a un profesor de canto 11 años mayor que ella, George Bowden, con el que se casó, pero lo abandonó la noche de bodas.  En 1909 su madre  se la llevó a Bad Wörishofen, en Baviera, Alemania, para curarla de su lesbianismo.

De regreso a Londres publicó 12 historias mientras mantenía una relación con la mujer de su jefe, Beatrice Hastings. Estas historias fueron publicadas posteriormente en un libro con el título de "En una pensión alemana".  Inició una relación con el editor John Middleton Murry y acabaron casándose en 1918, pero siempre fue una relación compartida con Ida Baker. Unas veces estaba con Murry, otras con Ida, y otras vivían los tres juntos. En 1912  los abandonó a los dos y se fue a vivir a Francia, con otro hombre, pero la relación no funcionó y volvió a Londres con Murry.

1917 enfermó de tuberculosis y desde ese momento viajó por Europa buscando cura a su enfermedad, se divorció de George Bowden, y se casó con Murry, pero se separaron dos semanas después.

Publica su segundo libro de relatos, "Preludio", y, durante el invierno de 1918, ella e Ida Baker vivieron en un pueblo en San Remo, en Italia, al que Murray acudió para pasar las Navidades con ellas.
En 1920 publicó su tercer libro de relatos, "Por favor", que fue un gran éxito. En 1921, se trasladó a Suiza, donde escribió "El Viaje". Un año después publicó su cuarto libro de cuentos, "La Fiesta en el jardín". Viajó de nuevo  a París, y se alojó en un balneario cerca de Fontainebleau en el que murió.
Su marido recopiló sus escritos para publicarlos en varios libros y también editó su diario y sus cartas.

Su vida fue breve pero intensa, y su estilo narrativo, influenciado por Chejov, tuvo a su vez un gran impacto en el relato posterior: de carácter poético,  delicado e irónico, muestra una gran sensibilidad hacia los sentimientos y los conflictos internos de los personajes.

Si os gustan los libros de relatos, no os la perdais, es una delicia leerla.

17 comentarios:

  1. Tomo buena nota. No había oído nada de ella...desde luego vivió intensamente y casi seguro "a su manera" Besos Lola

    ResponderEliminar
  2. No la conozco, pero desde luego que llevó una vida muy intensa, y una mujer adelantada a su epoca.Besitos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Lola!

    ¡Nos la recomendarón en el instituto, la he reconocido por la foto!

    NUNCA ES TARDE.

    ¡Gracias!

    ResponderEliminar
  4. Como siempre ¡gracias por la recomendación!
    Cuando lea algo de ella, te lo comentaré.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Con esa vida, ¿quién necesita inspiración?. Estoy seguro de que me v a encantar. Gracias.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. UN POST MUY IMPORTANTE. GRACIAS POR COMPARTIR ESTA FRAGMENTO.
    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  7. Tengo que decir que no conocia a esta escritora, así que me ha resultado muy interesante leer tu entrada sobre su vida, tiene muy buena pinta su libro de relatos, intentaré conseguirlo en la biblioteca a la que suelo ir. Un beso,

    ResponderEliminar
  8. Una vida muy intensa la de esta magnifica escritora. He leído poco de ella, me animaré.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Me da buenas vibraciones. Para el día del libro...

    ResponderEliminar
  10. Gracias Lola, una estupenda introducción a la autora. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Imagino que lo debe haber pasado muy mal, si al día de hoy todavía hay reparos. Lo voy a tener en cuenta
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Pues, a pesar de conocerla de oidas, nunca he tenido la oportunidad de leer nada suyo, y solo leyendo lo que cuentas de su vida ya me parece la mar de interesante. A ver si encuentro alguno de esos libros de relatos que nos cuentas!
    besitos

    ResponderEliminar
  13. que vida mas activa y compleja.
    Intentaré encontrar algo de ella, si transmite toda esa intensidad en sus relatos...debe ser interesante leerla sin duda.wardspo

    ResponderEliminar
  14. A Katherine Mansfield no le quedó nada por hacer! Leí un relato de ella, magnífico pero no recuerdo el nombre en este momento. Creo que es tan atractiva su obra como su vida privada, una transgresora nata!

    BESOTES QUERIDA LOLA Y OJALÁ ESTÉS DISFRUTANDO DEL FINDE!!!

    ResponderEliminar
  15. No he leído nada de ella, Lola, pero después de leer tu reseña, me ha parecido muy interesante. Parece mentira que viviendo tan pocos años, les sacara tanto provecho.

    Gracias por la información.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Veo que much@s no conociais a Katherine Mansfield.
    Yo la descubrí a través de los diarios de Anaïs Nin que hablaba de ella con gran admiración.
    Sus tertulias de Paris eran célebres y acudían todos los escritores de la epoca.

    ¡Besitos para tod@s!

    ResponderEliminar
  17. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

Deja la huella de tu pata.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails